Un segundo antes de llorar

Ella me miraba mientras bebía su café, un silencio profundo luego de que le conté los detalles de ‘cómo él me había ignorado al inicio de todo ese desastre de sexo casual y cómo las cosas habían cambiado’.

— No amiga, sinceramente él no te merece. Te estás enamorando de un idiota. Él tiene a una novia que lo ama y a ti que lo procuras, consientes y comienzas a quererlo. ¿Qué más pide para volverse hombre y elegir? No lo puede tener todo en esta puta vida. Lastima a su novia y te confunde a ti. Deberías dejarlo ya porque sabe que te tiene en su dominio. ¡NO TE MERECE!
— No justifico nada o tal vez intento justificarlo y justificarme porque me estoy enamorando. ¡Quién puede saberlo!… Solo diré que ‘a veces una persona no merece a otra persona, sin embargo la necesita.’

Quedamos otra vez en silencio. Y mi mente solo intentaba descifrar la razón por la cuál ‘él’ debería necesitarme, la razón por la cuál seguíamos jugando luego de un año., la razón por la cuál él me mantenía aún en su vida… Me eché a llorar.

¿Realmente me necesita? ¿Le hago daño o bien? ¿O sencillamente no le hago diferencia en su vida?

3 comentarios sobre “Un segundo antes de llorar

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: